Zuckerberg contragolpeó a Ceglia en demanda por propiedad de Facebook

Mark Zuckerberg debe estar aburrido de que lo acusen de apropiarse de Facebook y enriquecerse ilegítimamente. Entonces, decidió contraatacar con nueva evidencia a Paul Ceglia, quien reclama el 50% de la propiedad de la mayor red social del mundo.

Zuckerberg presentó pruebas donde afirma que el supuesto contrato y los correos electrónicos que presentó Ceglia son falsos y de que su demandante está involucrado en una importante estafa relacionada con ventas fraudulentas de terrenos en Florida. Junto con ello, Zuckerberg prestó personalmente una declaración jurada donde confirma que firmó un contrato de trabajo con Ceglia, pero que no tenía nada que ver con Facebook.

“No sostuve ningún acuerdo, escrito o de otro tipo, con StreetFax, Ceglia, ni nadie asociado con Ceglia que tenga que ver con Facebook o cualquier sitio de redes sociales relacionado”, afirmó Zuckerberg bajo juramento. “No escribí ni recibí ninguno de los supuestos correos electrónicos citados en la demanda ampliada”, agregó.

Los nuevos documentos piden a la Corte Federal de Nueva York que supervise el caso para acelerar los procedimientos y que Facebook y Zuckerberg puedan ver el contrato original (Ceglia presentó una versión escaneada que genera dudas en la parte demandada). Un experto en documentos señaló que el contrato de dos páginas tiene distintos espaciados y fuentes y que fue impreso en dos impresoras diferentes y en distintos momentos. Además, un experto forense revisó los archivos de correos electrónicos de Harvard y descubrió que ninguno de los 175 correos presentados por Ceglia se encuentran en el registro, pero que sí halló otros donde Ceglia se disculpa por no haberle pagado a Zuckerberg por sus trabajos de programación en StreetFax.

Adicionalmente, un investigador privado presentó otra declaración denunciando que Ceglia estafó a numerosos residentes de Florida mediante ventas de propiedades en eBay, donde los terrenos no podían ser desarrollados. Afirmó que Ceglia entregaba planos adulterados para convencer a los compradores de que los terrenos eran edificables.

Vía: Fayer Wayer

0 comentarios:

Publicar un comentario